miércoles. 17.08.2022

A lo largo de la historia son muchos los equipos que han pasado momentos buenos y malos en el fútbol español, pasando incluso de conquistar títulos, a sufrir las penurias de un descenso de categoría, con lo que esto conllevaba para toda su afición, repercutiendo también a nivel económico no solo en el propio club, sino en la ciudad o en la región en general.

Un caso de este estilo positivo, como destaca un estudio sobre los grandes Equipos del fútbol español, es lo del Real Betis Balompié protagonista de una excelente recuperación tras un par de temporadas de Segunda y su vuelta a la gloria con una justa clasificación a la UEFA Europa League de la mano del “Quique” Setién, significando un lavado de cara total para todos aquellos aficionados del cuadro andaluz que nunca dejaron de alentar a los suyos.

Pasando al otro lado de la moneda, existen equipos históricos que han vivido momentos de gloria en temporadas anteriores, cosechando títulos en Primera División y manteniendo la máxima categoría a toda costa ante rivales importantes de su época. No obstante, su presente resulta una caída libre de la cual no se han vuelto a recuperar para pensar siquiera en volver a la cima.

Ejemplo de ello encontramos al CD Tenerife y un presente que resulta desfavorable cuanto menos. Desde su caída espantosa a 2B en la temporada 2010/2011, el equipo insular, que alguna vez fue de los mejores a finales de siglo XX, se vio relegado a jugar en esta categoría hasta la 2013/2014, temporada que ascendió a la 2da División, en la cual sigue manteniéndose con ansias de volver a probar el sabor de la llamada ahora Liga Santander.

Debido a su mala gestión, el equipo que llegó a ser quinto en la 92/93 y 95/96 p lograr alcanzar las semifinales de Copa de la UEFA y Copa del Rey, hoy en día esta considerado como uno de los posibles equipos a seguir una temporada más en la división de plata, debido a un rendimiento irregular contra los otros 21 equipos rivales de los cuales varios le han pasado por encima. Y es que en cuanto a lo futbolístico resulta obvio el observar cómo el equipo no logra dar vuelta a rachas negativas desde hace bastante tiempo, esperando resultados en hombres que no han sido eficientes.

En concreto, esta sería la novena temporada que el club pasa lejos de la Primera División, una meta que siempre estará presente para los aficionados más fieles de este conjunto histórico que se espera retome su buen nivel en algún momento. Aunque eso, de momento se antoja algo lejano, no solo por el nivel del club insular, sino también por la gran competencia entre clubs históricos que hay esta temporada en la Liga 1|2|3. Probablemente la segunda división con más nivel que se recuerda por propios y extraños.

CD Tenerife: un equipo relegado
Comentarios