lunes. 26.09.2022

Andrés Stinga reivindica “la más absoluta legalidad” en la aprobación del Plan Técnico de Caza de Lanzarote

El consejero defiende que “la exaltación que han transmitido algunos cazadores de otras islas por no poder venir a cazar a Lanzarote es totalmente injustificada y carente de sustento legal”
andrés-stinga
Andrés Stinga.

El consejero de Caza del Cabildo de Lanzarote, Andrés Stinga, ha reivindicado este martes en nota de prensa “la más absoluta legalidad” en la aprobación del Plan Técnico de Caza de la Isla, que sustenta el Régimen de Caza controlada. Ante las infundadas opiniones vertidas por colectivos de otras islas, el consejero defendió la vigencia de este documento único en el Archipiélago, pues Lanzarote es la primera Isla que cuenta con uno.

Según consta por llamadas telefónicas al Servicio de Caza del Cabildo, así como las recibidas por la Sargenta-Jefa del DEPRONA en Lanzarote, la propia Dirección General de Director General del Cambio Climático y Medio Ambiente del Gobierno de Canarias y el Presidente de la Sociedad de Cazadores de Lanzarote, en la que se cuestionan los cupos para cazadores no residentes en Lanzarote, Stinga ha procedido a explicar este reglamento y las razones por las cuales estas críticas carecen de fundamento.

En junio de 2020, el Consejo Insular de Lanzarote aprueba por unanimidad el Plan Técnico de Caza de Lanzarote y sus islotes. Previamente, en abril del mismo año, el Director General del Cambio Climático y Medio Ambiente del Gobierno de Canarias da por válido el Plan Técnico de Caza de Lanzarote. El 22 de julio, en un Pleno del Cabildo se aprueba de manera definitiva este documento.

En lo que se refiere a la aprobación del Régimen de Caza Controlada, el artículo 14 de la Ley de Caza de Canarias establece, con relación a la caza controlada, que “en los terrenos de caza controlada gestionada por una sociedad colaboradora, deberá reservarse a los cazadores ajenos a la sociedad, un número de permisos no inferior a la cuarta parte del total”.

Teniendo aprobado en legal forma para Lanzarote este instrumento de gestión, el Consejo Insular de Caza de Lanzarote, a la vista de los informes técnicos sobre el estado de las poblaciones cinegéticas y la posible presión sobre ellas durante la temporada 2022, acuerda establecer un cupo de 25 tarjetas de caza controlada para cazadores no residentes en Lanzarote, autorizaciones que adjudicadas mediante el correspondiente sorteo.

“Por todo ello, se puede concluir la más absoluta legalidad en la aprobación del Plan Técnico de Caza de Lanzarote, su Régimen de Caza Controlada y la adjudicación mediante cupo de las autorizaciones de caza controlada en Lanzarote y La Graciosa”, destacó el consejero.

“La exaltación que han transmitido algunos cazadores de otras islas por no poder venir a cazar a Lanzarote es totalmente injustificada y carente de sustento legal”, sostuvo Stinga, quien añadió que “preservar nuestra riqueza cinegética y una gestión seria y sostenible garantiza la pervivencia de las especies cuya caza vendrá marcada por su número y posible presión de los cazadores”.

“La obligación de este Cabildo es la preservación y conservación de los hábitats, así como el mantenimiento del potencial biológico de las especies en el medio natural lo que nunca se conseguirá si no se realiza una gestión sería y técnica de la que el Cabildo de Lanzarote se siente orgulloso, máxime cuando es la única isla que actualmente practica la actividad cinegética conforme marca la Ley de Caza de Canarias”, subrayó el consejero.

Andrés Stinga reivindica “la más absoluta legalidad” en la aprobación del Plan Técnico...
Comentarios