martes. 16.04.2024

La Policía Nacional ha desarticulado una organización criminal dedicada al tráfico de inmigrantes irregulares entre Marruecos y España. Los inmigrantes eran trasladados en patera desde la costa marroquí hasta las islas de Lanzarote y Gran Canaria. Se calcula, según ha informado este miércoles la Policía Nacional, que el entramado habría permitido la llegada de varios cientos de inmigrantes irregulares generando beneficios de más de 75.000 euros. Hay 19 personas detenidas, 10 de ellas en Lanzarote, 2 en Murcia, 2 en Cádiz y una en Almería, Granada, Huesca, Madrid y Málaga.

La investigación se inició con la información facilitada por un testigo que señalaba la existencia de una organización criminal que, presuntamente, se dedicaba a la introducción de inmigrantes desde Marruecos a las Islas Canarias.

Los agentes pudieron constatar la existencia de esta organización criminal que contaba con dos subestructuras, una asentada en Marruecos y otra en España. La rama marroquí estaba ubicada en la costa occidental de Marruecos y se dedicaba a la planificación y organización de los viajes en patera así como a la captación de inmigrantes y reserva de plazas en las embarcaciones previo pago de 1.000 a 1.500 euros.

La rama española, enlazada de manera permanente con la marroquí, estaba asentada en la isla de Lanzarote. Además de colaborar en la planificación y organización de los viajes en barcaza, la estructura española conformaba el aparato logístico de la organización.

Cientos de inmigrantes

Se sospecha que la organización criminal habría logrado trasladar desde el archipiélago canario a varios cientos de inmigrantes, con un beneficio que podría ascender a más de 75.000 euros. Los inmigrantes debían pagar cantidades que oscilaban entre 500 y 1.500 euros. Si no efectuaban el pago, la organización no dudaba en retenerlos en contra de su voluntad hasta que lo hicieran efectivo.

El operativo policial, en el que han participado más de 70 agentes, ha finalizado con el arresto de 19 personas -17 de nacionalidad marroquí y dos de nacionalidad española- a los que se les imputan delitos de pertenencia a organización criminal y contra los derechos de los ciudadanos extranjeros, blanqueo de capitales y falsedad documental. Se ha realizado la entrada y registro en tres domicilios en la isla de Lanzarote (Las Palmas) en los que se han intervenido tres vehículos, ocho teléfonos móviles y diverso material informático.

La Policía desarticula una organización criminal que traficaba con inmigrantes ilegales...
Comentarios