jueves 27/1/22

“Los que buscaban revancha a través de Eli Merino no lo van a conseguir”

“No sé qué necesidad tiene Eli, que es madre de dos niñas, de que algún loco o loca ponga en el Facebook que es una tránsfuga”

 “Jamás en mi vida he tenido un problema con Astrid Pérez y en estos dos años y medio jamás ha habido ni una mala palabra por parte de ninguno de los dos”

El concejal de Turismo y Comercio del Ayuntamiento de Arrecife, Armando Santana, asegura que no se ha dejado influenciar por nadie en su decisión de abandonar la Junta de Gobierno del Consistorio capitalino. Por ello, quienes afirman que detrás de ese movimiento está el socialista Carlos Espino, con la idea de generar inestabilidad en el nuevo pacto de la capital, o no le conocen o lo hacen para picarle. En el programa “A Buena Hora” de Crónicas Radio – Cadena Cope dejó claro que la relación con la alcaldesa, Astrid Pérez, siempre ha sido excelente y lamentó el mal momento que le están haciendo pasar a su compañera de confluencia, Eli Merino, a la que algunos, desde Somos Lanzarote y ahí sí casi con total probabilidad con la influencia directa del Partido Socialista (PSOE), están intentando dejar de tránsfuga sin serlo u obligándola a que abandone un Gobierno que ni quiere ni piensa abandonar. 

- ¿Es verdad que, como dicen algunas formaciones políticas, usted abandona la junta de gobierno del Ayuntamiento de Arrecife por orden de Carlos Espino?

- Que sigan pensando lo mismo. Otros dicen que me fui de la junta de gobierno y ya no le puedo dar información a Carlos Espino así que… Yo me río. Quien dice eso es que no me conoce o sí me conoce pero lo dicen para chinchar. Yo tengo autonomía suficiente, soy así desde que nací y cuando estoy en una organización política, me debo a mi partido. Luego está mi opinión y lo que yo quiera hacer en cada momento. No somos ni rojos ni azules ni amarillos; somos una organización política autónoma que se llama Nueva Canarias y nuestro interés único y exclusivo es el bienestar de la gente. He tomado esta decisión por lo que le dije a la alcaldesa Astrid Pérez hace dos semanas. Quería salir de la junta de gobierno para dedicarme mucho más a las áreas que desempeño, que son muchas e importantes. El turismo, el comercio, la hostelería han sufrido mucho en este tiempo y no puedo perder ni un solo segundo en estas cuestiones y yo ya me siento representado en esa junta por la alcaldesa, con la que firmé un acuerdo de gobierno, y por mi compañera del grupo mixto, Eli Merino.

- La alcaldesa ha destituido a otra responsable de prensa. ¿Qué le pasa con su equipo de comunicación?

- No lo sé. Son sus decisiones y solo nos queda respaldarlo. Tenemos que entender que cuando nos dedicamos a la política o a la función pública sabemos que estamos hoy y mañana no. Esto nos puede pasar a todos y quien tiene la responsabilidad de llevar el timón de Arrecife es Astrid Pérez porque así lo decidimos tres organizaciones políticas. Hay una que no forma parte pero sí ha entrado otra que se llama CC y por mi parte va a seguir siendo así hasta que termine la legislatura. Yo no iba a entrar nunca en carajeras  políticas y ella es la que tiene que tomar las decisiones. Estoy seguro de que cuando lo hace es por el bien de todos.

- Si no es una orden de Carlos Espino, ¿podría ser un acto de cobardía para no tener que tomar decisiones que le afecten en lo personal?

- Tampoco. Lo he demostrado en estos dos años y medio. He tomado decisiones que fueron contrarias a la alcaldesa o a la mayoría como por ejemplo, en el tema de un centro comercial, mi posicionamiento fue la abstención y con otras licencias, fueron en contra y abstención y no pasó nada y faltaría más. Es una decisión que uno toma con responsabilidad cuando va a una junta de gobierno. Yo he tenido la gran suerte de pactar con una persona dialogante y con la que no he tenido ningún problema. El lunes se lo contaba a los compañeros de CC en la primera reunión que jamás en mi vida había tenido un problema con Astrid Pérez y en estos dos años y medio jamás ha habido ni una mala palabra por parte de ninguno de los dos. Yo no puedo mentir y esto es una realidad. Otros a lo mejor no han tenido esa suerte pero yo sí. La alcaldesa sabe que tengo palabra y mi lealtad al grupo de gobierno se mantendrá hasta finalizar la legislatura. No sé si otros lo van a cumplir pero yo lo he demostrado y lo seguiré demostrando.

- ¿Hay alguien de quien no se fíe?

- No, lo digo en general. Cada uno tiene que demostrar con el tiempo lo que es.

- Eli Merino está sufriendo una especie de estrategia por parte de Somos Lanzarote e intuye que le van a pedir que entregue el acta y se vaya del gobierno o no lo haga y se convierta en una tránsfuga. ¿Cómo lo está viendo?

- A Eli Merino la podrán expulsar de su partido pero lo que nunca van a poder en esta legislatura es declararla tránsfuga. Yo se lo he dicho y le puse los servicios jurídicos de NC a su disposición y todos sabemos que cuando uno se presenta por una confluencia como fue Somos Lanzarote, Frente Amplio y Nueva Canarias, la decisión de declarar tránsfuga o indisciplinada no la toma Somos Lanzarote sino el conjunto de la confluencia. Hay un presidente de esa confluencia que es miembro de NC y evidentemente no va a declarar tránsfuga a Eli Merino. Nadie va a hacer cosas que no tengan nada que ver con lo que significa la buena política.

- ¿Los que buscaban revancha a través de Eli Merino no lo van a conseguir?

- Eso es. La gente lo está pasando muy mal y lo que tenemos que hacer es dedicarnos a trabajar y no ponernos palos ni a linchamientos públicos porque no hay ninguna necesidad. Faltan 15 meses para las próximas elecciones; la relación con Eli Merino y conmigo ha ido muy bien durante estos dos años y medio y ahora ¿por el capricho de alguien, tiene que ser crucificada ante la opinión pública y declararla tránsfuga? No sé qué se consigue con eso. Se daña a las personas, se las humilla y no sé qué necesidad tiene Eli, que es madre de dos niñas, de que algún loco o loca ponga en el Facebook que es una tránsfuga. Yo advierto a aquellos que tengan ese tipo de interés que mejor nos dedicamos a sacar Lanzarote adelante y a Arrecife y a intentar hacer políticas constructivas por el bien de la sociedad. Hay que dejarse de estas tonterías que tanto daño nos ha hecho. Al final los piques y los conflictos nos han convertido en una sociedad mediocre en comparación con aquellos que han tenido esa altura de miras para crecer.

- Las circunstancias de Carlos Alférez no tienen nada que ver con las de Juan Manuel Sosa. ¿No cree que CC ha sido injusta con él?

- Lo que pasó es que Carlos, al ser nuevo en política e inocente en ese sentido, cuando tenía el pensamiento de ingresar en el grupo de gobierno, lo primero que hizo fue contárselo a sus compañeros; en este caso, a CC y estos le declararon tránsfuga esa misma tarde. Una vez que te expulsan de tu grupo, lo tienes muchísimo más complicado y por eso Carlos Alférez no está liberado ni puede estarlo. Aun así está haciendo una función muy importante dentro del grupo de gobierno. El caso de Juan Manuel Sosa es distinto y no me he dedicado mucho a seguirlo porque estoy más pendiente de Arrecife. Con el tema de Carlos, le llamé el mismo día, cuando dijo que se iba del grupo de gobierno y eso que yo con Carlos he tenido discrepancias durante algún tiempo. Carlos Alférez forma parte del plenario de Arrecife y lo que yo le digo es que tenemos que trabajar y él me lo ha demostrado durante todo este tiempo. Hay que dejar los problemas personales o de partido que podamos tener y ser más serios cuando estamos en una administración pública tan importante como es el Ayuntamiento de Arrecife.

- ¿Va a haber un pleno este viernes para dar a conocer los cambios de gobierno?

- Sí. Me han trastocado toda la agenda porque este jueves por la noche me llamó María Tovar para decirme que iba a haber un pleno extraordinario en relación a las liberaciones de los nuevos compañeros que han entrado pero será telemático y rápido.

“Quien dice que me fui de la Junta de Gobierno por orden de Carlos Espino no me conoce...
Comentarios