sábado. 02.03.2024

El uso del adjetivo “ateo” es erróneo

El uso del adjetivo “ateo” es erróneo porque deriva de Theus o Deus.

La mayoría de los que hablan lenguas derivadas del griego o del latín, e incluso de otras lenguas antiguas europeas, si son cristianos ortodoxos, católicos o protestantes, ignoran que la palabra Dios deriva de Theus en griego o Deus en latín, nombre que representaba al cabecilla de los 12 dioses del Olimpus, que fue introducido en la religión judeo-cristiana por griegos ortodoxos como Creador de los universos basándose en lo que ellos creían y en lo que el apóstol Pablo, que era judeo-cristiano,  les predicó y les inculcó.

Versículos 22 a 25. Entonces Pablo, puesto en pie en medio del Areópago, dijo:

"Varones atenienses, en todo observo que sois muy religiosos; porque pasando y mirando vuestros santuarios, hallé también un altar en el cual estaba esta inscripción: AL DIOS NO CONOCIDO. Al que vosotros adoráis sin conocerle, es a quien yo os anuncio. El Dios que hizo el mundo y todas las cosas que en él hay, siendo Señor del cielo y de la tierra, no habita en templos hechos por manos humanas, ni es honrado por manos de hombres, como si necesitase de algo; pues él es quien da a todos vida, aliento y todas las cosas.

Nota. Pablo les dio a entender que el nombre del Creador de los universos que, él les predicaba, era el mismo que Theus. Si hubiese sido sincero debió haber dicho que a quien él les presentaba como Creador de los universos era Yahú, Elohim, u otros nombres que tenía el Creador hebreo/judío. Pienso que no los nombró porque quería convencer a los griegos de que el Creador de los universos que él les anunciaba era el mismo que ellos conocían. Quizás fue una treta de parte de Pablo para dogmatizar a los griegos de esa época.

(Fue en el Concilio de Roma del año 382 cuando la Iglesia Católica junto al Papa San Dámaso I instituyeron el Canon Bíblico con la lista del Nuevo Testamento, similar a la de San Atanasio, así como los libros del Antiguo Testamento de la Versión de los LXX. Esta versión fue traducida del griego al latín por San Jerónimo (la Vulgata) por encargo de la Iglesia. Posteriormente, los Concilios Regionales III de Hipona del 393, III de Cartago del 397 y IV de Cartago del 419, en los cuales participó San Agustín, aprobaron definitivamente dicho Canon. En el año 405 esta lista fue enviada por Inocencio al obispo Exuperio de Tolosa (en la Galia, hoy Francia), donde aparece el Canon Bíblico con los 73 libros ya existentes. Se reunieron en el Concilio de Trento al traducir los 39 libros en latín).

Nota. Hoy día en las traducciones habidas de las biblias hallamos que algunos versículos son algo distintos en lo que exponen. También, unas poseen 39 libros del Antiguo Testamento y 27 libros del Nuevo = total 66 libros. Otras tienen 46 libros del Antiguo Testamento y 27 del Nuevo = total 73 libros.

Así, a partir de tantos Concilios que se celebraron, quedó el sustantivo "Yahú" traducido como ya he dicho: Theus y Deus, excepto en algunas biblias protestantes inglesas y alemanas, que quizá de forma reivindicativa como protestantes que eran, añadieron el nombre de "Yahú", corrompido como Jehovah, Jehova, etc.

Como algo extra debo añadir que, debido al poder romano de colonización de más o menos la mitad de Europa que comenzó a partir del año 218 a.C. casi primero por España y luego Francia, incluso los parlantes de lengua inglesa y alemana, y tantos otros cuya lengua no es de derivación latina, usan hasta el presente el sustantivo Theus o Deus (aclimatado a su idioma) para referirse a los ateos, que se puede traducir como "sin dios, o sin Theus, o sin Deus".

Por ejemplo, un inglés, teniendo como Creador de los universos a "God". cuando quiere expresar que es ateo dice: I am atheist= Soy ateo. -Cuando debería decir, siguiendo la palabra God-: I am aGod.

Lo mismo le sucede a un alemán, teniendo como Creador de los universos a Gott, cuando quiere expresar que es ateo dice: Ich bein Atheist= Soy ateo. -Cuando debería decir, siguiendo la palabra Gott-: Ich bein aGott.

Como han apreciado de lo que he expuesto, ambos olvidan los sustantivos de sus respectivas lenguas usando el sustantivo derivado del griego "atheus" para indicar que son ateos.

El nombre del Padre Creador de los universos en lengua hebrea es (Yahú) que parece que significa YO SOY. Nombre que fue corrompido a través del tiempo como Jehová, Jehove, Yehova, etc.

Por lo dicho, es incorrecto el uso de la palabra "ateo, ateísta, o atheist" cuando quieres confirmar que no crees en la existencia de un Creador de los universos.

Por la misma razón, en el contexto de las tres religiones abrahámicas la palabra correcta, en vez de (ateo, ateísta o atheist), debería ser (aYahú, aJehová o aElohim).

Por otra parte, la palabra ateo no está recogida en los 39 libros judíos como palabra derivada del griego o del latín, porque el Antiguo Testamento está integrado por narraciones religiosas que se escribieron unos 500 años a.C.

Ateo en hebreo es = אָתֵאִיסְט

La palabra ateo, en árabe, tampoco está relacionada con la lengua griega o latina. En árabe, ateo se dice "Muljid". Esto se debe a que los musulmanes no añadieron en el Corán conceptos religiosos cristianos que estuvieran ligados a Theus o Deus.

La palabra ateo en árabe es = إلحادية.

El islam comenzó a nacer a partir del 622 d.C.

P.d. En mi caso debo informar que ignoro las palabras (ateo, ateísta y atheist) y confirmo que soy Cosmo-poderista porque para mí los universos se crearon desde la NADA a través del Big Bang. Por lo dicho me considero Cosmo-poderista, porque creo que la NADA fue y es el Cosmo-Poder que aún sigue vigente y actuando fuera y dentro de toda la materia que se formó y sigue formándose entre todo lo habido en los universos. En otras palabras, para mí la NADA= Cosmo-Poder, es lo que creó los universos, y no lo que muchos llaman Yahú, Dios, God, Gott, Ahlá, etc.

Contacto: [email protected]

Les deseo felices días llenos de amor y prosperidad.

El uso del adjetivo “ateo” es erróneo