domingo 26/9/21
El teniente alcalde critica que el aparato de Trujillo lleva con la cámara rota más de 2 años y con el radar estropeado cerca de un año. El Ayuntamiento tampoco sabe qué pasa con el radar que supuestamente tendrían que haber colocado en Guinate

Torres denuncia que el radar del SIVE en el norte de Lanzarote no funciona

Reclama al Cabildo, al Gobierno de Canarias y al Ejecutivo español "que tomen medidas urgentes ante la descontrolada y masiva llegada de pateras al norte de la Isla"
868678

1111

Los representantes del Gobierno español y del Cabildo desvelaron en marzo pasado la ubicación del nuevo radar del SIVE, en Guinate, donde sigue sin implantarse. 

El primer teniente de alcalde del Ayuntamiento de Haría, José Torres Stinga, ha denunciado este viernes en Crónicas Radio-COPE Lanzarote que el radar que a día de hoy sigue colocado como pieza básica del Sistema Integral de Vigilancia Exterior (SIVE) en la zona de Trujillo no funciona. Torres ha criticado en su intervención en el programa 'A Buena Hora' que, tras meses desde las últimas conversaciones entre el Gobierno municipal y el director insular de la Administración General del Estado, Juan Ramón Pérez, nada han vuelto a saber en Haría acerca de la anunciada sustitución de dicho radar. Y ello a pesar de que el Gobierno español le ha pedido colaboración interadministrativa al Ayuntamiento para poder colocar el nuevo radar, que en este caso se prevé que quede ubicado en la zona de Guinate. Es decir, que no sólo no son capaces a su juicio desde el Gobierno central de colocar un nuevo aparato en esa zona que ha costado centenares de miles de euros sino que el que ya está instalado y que en teoría debería ayudar a la Guardia Civil a localizar las embarcaciones que acceden a la Isla por el norte está estropeado y a nadie parece preocuparle. Si no fuera porque el tema es muy serio, sería para tomarlo a broma teniendo en cuenta que en temas como la inmigración ilegal o en el tráfico de estupefacientes operan unas mafias que son conocedoras de este tipo de negligencias.  

"Les voy a dar un dato que a lo mejor les va a sorprender. El SIVE de Trujillo, que en su día tanto costó y que en estos momentos tanto se está vinculando a la seguridad y al futuro radar de Guinate, lleva con la cámara rota más de 2 años y con el radar roto aproximadamente un año, es decir, está inservible. No solo no está solucionado, sino que lleva años sin funcionar", ha explicado Torres, que ha vuelto a rechazar las críticas de xenofobia porque su partido ya denunciara estos hechos hace meses. 

El teniente alcalde del Ayuntamiento de Haría ha comparado en este sentido "la crisis de los cayucos que sufrimos en 2017, cuando toda la clase política se unió, nos remangamos y acudimos a Madrid, provocando una convulsión gubernamental importante", con la crisis migratoria que actualmente sufren Lanzarote y Canarias. "Ahora la clase política, sobre todo quienes tienen responsabilidades supramunicipales, no están". 

De este modo, el primer teniente de alcalde de Haría ha criticado que al PSOE y a los gobiernos presididos por el PSOE en el Cabildo de Lanzarote, en el Gobierno autónomo de Canarias y en el propio Gobierno central, "les falta predisposición para escuchar a Haría a la hora de abordar un problema tan serio como la crisis migratoria, que está afectando de forma tan acentuada a la Isla, así como para implantar esta nueva estación sensora que mejoraría el sistema de vigilancia del litoral lanzaroteño".

Cabe recordar que fue en marzo pasado cuando la alcaldesa de Haría, Chaxiraxi Niz, recibió al delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana, al director insular del Estado en Lanzarote, Juan Ramón Pérez, y a la presidenta del Cabildo, María Dolores Corujo, para revelar entonces el lugar de instalación de la nueva estación sensora del radar.

Además, dicha visita estuvo precedida de la decisión del Consejo de Ministros celebrada el día 23 de febrero en la que, a propuesta del Ministro de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, se aprobó el Acuerdo por el que se autorizaba la ejecución de las obras del proyecto de instalación de la citada estación sensora en el Mirador de Guinate. 

El radar móvil sigue en el cuartel de Costa Teguise

El radar del SIVE que se encuentra pendiente de instalación desde hace varios años ni siquiera se encuentra en óptimas condiciones desde hace meses. Según ha venido denunciando la Asociación Española de Guardias Civiles, y tal y como ha recordado esta semana en Crónicas Radio-COPE Lanzarote su portavoz, José Cobo, de hecho, a dicho radar le faltan piezas sin las que no podrá funcionar.

Según Cobo, dichas piezas se han extraviado a pesar de que el citado radar, que adquirió el Gobierno del PP y Mariano Rajoy por 6 millones de euros, lleva años empaquetado en el cuartel de la Comandancia Principal de Lanzarote que la Guardia Civil tiene en Costa Teguise, aunque posteriormente se confirmó que este SIVE móvil se encuentra desde diciembre de 2020 en dependencias de Costa Teguise, y a la espera del personal cualificado para su puesta en uso.

En cuanto a los problemas con el terreno donde se prevé la instalación del nuevo radar, al ser en parte de titularidad privada, se tuvo que buscar otra parcela alternativa.

Los expertos aseguran que, de haber estado preparado y en funcionamiento el nuevo radar del SIVE, muy posiblemente se habrían evitado tragedias como, entre otras, las de los dos naufragios de sendas pateras acaecidos en los últimos meses en el litoral del pueblo de Órzola, en los que fallecieron varios inmigrantes y otros tantos terminaron desaparecidos.

Torres denuncia que el radar del SIVE en el norte de Lanzarote no funciona
Comentarios