viernes 22/10/21

NC ve con preocupación las nuevas pretensiones expansionistas de Marruecos hacia Ceuta y Melilla

Campos pide a Madrid, la UE y la comunidad internacional que analicen en su “integridad” la ilegal ocupación del Sáhara Occidental y delimitación de las aguas   
marruecos ministro
El primer ministro de Marruecos, Saadeddine El Othmani.

El vicepresidente segundo de Nueva Canarias (NC), Luis Campos, ha vuelto a mostrar la preocupación y rechazo de los nacionalistas progresistas al afán expansionista de Marruecos ahora hacia las ciudades autónomas españolas de Ceuta y Melilla. Campos demandó al Gobierno de Pedro Sánchez, la Unión Europea (UE) y la comunidad internacional que analicen en su “integridad” las implicaciones, desde el punto de vista de la legalidad internacional, derivadas de la ilícita ocupación del Sáhara Occidental  y ampliación unilateral de sus aguas hacia las costas canarias y saharauis así como la declaración del presidente saliente de Estados Unidos, Donald Trump, de reconocimiento de la soberanía del régimen alauita sobre el pueblo saharaui y el respaldo verbal de Francia al plan marroquí sobre el Sáhara.

Las declaraciones del primer ministro del país africano, Saadeddine El Othmani, defendiendo que Ceuta y Melilla son “marroquíes como el Sáhara» y que “llegará el día que vamos a reabrir el asunto” de las dos ciudades autónomas del Estado, en opinión de Luis Campos, obedece a la política de “hechos consumados, afán expansionista y falta de respeto al derecho internacional” del régimen de Mohamen VI. Es un “paso más que Canarias no puede vivir de una manera aislada”, advirtió.

El dirigente de los nacionalistas progresistas expuso la necesidad de que el Ejecutivo estatal, en las explicaciones solicitadas a Marruecos por las declaraciones de El Othmani, haya “abandonado la tibieza” con la que se ha conducido con las decisiones unilaterales e ilegales decididas por el país alauita sobre el territorio saharaui, intensificadas en el último año.

Tras indicar que Marruecos ocupa por la fuerza el Sáhara Occidental desde 1975, incumpliendo los acuerdos de la ONU y la legalidad internacional, Campos recordó que, a comienzos de este año, el Parlamento marroquí inició la tramitación de dos leyes, publicadas en el Boletín Oficial del país el pasado mes de abril con la firma del rey, con las que extendió, “de forma unilateral y, por lo tanto, ilegal”, su frontera marítima hacia Canarias así como el Sáhara Occidental.

Posteriormente, a comienzos del pasado mes de noviembre, la preocupación de NC aumentó al dar el monarca un carácter triunfalista a la conmemoración del 45 aniversario de la Marcha Verde. Una fecha que, como recordó, supuso el inicio del conflictivo proceso de ocupación ilegal del Sáhara Occidental que dio lugar a una guerra, a la represión del pueblo saharaui, a la creación del campo de refugiados más antiguo del mundo y, últimamente, al aumento de la tensión en Guerguerat al movilizarse las tropas marroquíes a la zona y declarar el Frente Polisario el estado de guerra.

Campos animó a las autoridades españolas, a la UE y a la comunidad internacional a que analicen, con una perspectiva “integral”, los movimientos más recientes de Marruecos ya que todo parece indicar que están encaminados a obtener la soberanía del Sáhara. En esa estrategia incluyó Campos el importante aumento de las personas migrantes procedentes del país africano y de las costas del Sáhara que llegan a Canarias vía marítima.

Desde Nueva Canarias “nunca aceptaremos”, se ratificó el vicepresidente segundo, que se imponga el régimen alauita sobre el pueblo saharaui. Entre otras razones, agregó, porque Marruecos en la ONU tiene la condición de potencia ocupante y porque el plan de 1991 auspiciado por las Naciones Unidas y que establece la celebración del referéndum de autodeterminación fue aceptado por el reino de Mohamed VI.

“Mantendremos la exigencia del respeto a la legalidad internacional y a los legítimos derechos” del pueblo saharaui, según NC, a pesar de que Donald Trump, en los estertores de su mandato presidencial, hiciera una declaración en la que reconocía la soberanía de Marruecos sobre el Sáhara Occidental y Francia, un estado miembro de la Unión Europea, apoyara el plan marroquí sobre los saharauis.

NC ve con preocupación las nuevas pretensiones expansionistas de Marruecos hacia Ceuta...
Comentarios