sábado. 25.05.2024

El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Sebastián Franquis, ha pedido este martes en el Pleno de la Cámara regional al presidente de Canarias, Fernando Clavijo, que “deje de mentir, enredar y esconderse” después de las manifestaciones del pasado sábado, y que “escuche” a la mayoría social que reclama un cambio de modelo económico en Canarias. “Tienen que escuchar el clamor de la ciudadanía de las islas y rectificar su política turística y territorial”.

Los socialistas destacan en nota de prensa que Franquis negó que Coalición Canaria (CC) trasladara durante la pandemia del Covid-19 propuestas al Gobierno del Pacto de las Flores para cambiar el modelo económico y turístico. “Que deje de mentir porque eso es falso, no hubo ni una sola propuesta sobre la mejora de los salarios en Canarias, implantar una tasa turística o mejora de la conectividad”.

Además, acusó a Clavijo de “enredar” ahora con los ayuntamientos y desviar a las corporaciones locales la responsabilidad sobre determinados proyectos urbanísticos. “También debe dejar de esconderse tras el blindaje mediático, porque las manifestaciones lo que han sido es una enmienda a la totalidad de la política turística y territorial de este Gobierno”.

Para Franquis, la manifestación no fue una “tarjeta amarilla”, sino “tarjeta morada” contra el modelo territorial y turístico de este Gobierno de Canarias y su discurso, “hartos de que su relato trate de evitar unas de las cuestiones centrales sobre el futuro inmediato del turismo en Canarias, que es la sostenibilidad”.

Además, reiteró su acusación a Clavijo por “no tener credibilidad” y que su única política turística sea “captar más y más turistas, más y más camas, que es lo que llevan haciendo estos 32 años. Con esto se demuestra que este modelo turístico lleva su sello de identidad. De los 41 años de autonomía de Canarias, ustedes han gobernado 32 años”.

El portavoz socialista intervino en una pregunta del Grupo Socialista a Presidencia del Gobierno sobre las iniciativas previstas después de las manifestaciones de este pasado 20 de abril celebradas en las islas para dar respuesta a las reivindicaciones de la ciudadanía, donde afirmó que estas protestas demostraron que no eran contra el turismo, sino contra la política del Gobierno de Canarias. “Estas manifestaciones han dado el impulso definitivo al inicio un cambio de modelo económico en Canarias, basado en la sostenibilidad. Ya no ha hay marcha atrás en el inicio de este proceso”.

Recordó que una de las principales reivindicaciones de las manifestaciones es el problema de la vivienda en Canarias, y que la ciudadanía reclama medidas que permitan a la gente de las islas seguir viviendo en sus pueblos y acceder a viviendas a un precio digno. “Fueron unas manifestaciones de las nuevas generaciones, en consonancia con la transición ecológica, que es hacia donde se dirige la sociedad”.

En este sentido, destacó la participación en las manifestaciones de las plataformas afectadas tanto por el anteproyecto de Ley del Alquiler Vacacional como por la ley que impide el uso residencial de propiedades en suelo turístico, quienes reivindicaron “poder vivir en su isla y poder vivir del turismo, como lo hacen las patronales”.

“Cuando hablamos de sostenibilidad, se trata de proteger nuestras islas, de cuidar nuestro territorio, de vigilar nuestros espacios naturales, de frenar el cambio climático y de impulsar el desarrollo social. Por tanto, después de la recuperación del turismo, ahora lo toca es apostar por la sostenibilidad”, aclaró.

Decreto de Ley de Vivienda fuera de la frontera constitucional

Franquis criticó que el Gobierno canario vaya en el sentido contrario a estas políticas basadas en la sostenibilidad, y que entre sus medidas se encuentre la modificación de la Ley de Cambio Climático aprobada por el anterior Ejecutivo del Pacto de las Flores. “Lo único que hacen es aprobar un Decreto Ley para eliminar el impuesto a los más ricos de Canarias y un Decreto Ley de Vivienda que ha pasado la frontera constitucional, poniendo la política de vivienda en manos de los promotores inmobiliarios”.

Asimismo, recalcó que lo que existe en Canarias es una “burbuja de tensión social” fruto del precio de la vivienda, la inflación y la baja revalorización salarial, y una ciudadanía con la que este Ejecutivo no empatiza. “Nuestra apuesta por el contrario fue por la política de viviendas públicas y por la tasa turística”.

“Canarias no puede seguir sufriendo más tensiones en sus infraestructuras energéticas, en la cogestión de tráfico, en la escasez de agua, en los vertidos residuales, en la falta de vigilancia de nuestros espacios naturales, porque todo eso pone en peligro nuestra principal actividad económica. Y, mientras todo eso pasa, lo que intenta su relato es que no se hable de qué pasa con el impacto en la sostenibilidad medioambiental, social e incluso económica, como la mejor redistribución de la riqueza”, añadió.

 

Franquis a Clavijo: “Deje de mentir, enredar y esconderse, y escuche a la mayoría...
Comentarios