domingo. 04.12.2022
Podía faenar en Madeira pero no en Azores. Fue apresado por las autoridades portuguesas cuando pescaba dentro de las cien millas de ambos archipiélagos

El pesquero lanzaroteño retenido en Portugal llegará a San Miguel de Azores este miércoles y sus 12 tripulantes serán liberados este jueves

El Centro de Control de Buques confirma a Medio Ambiente que la infracción conllevará una pequeña sanción económica, tal y como ocurrió con el pesquero canario retenido recientemente en aguas de Marruecos

FOTOS: DORY HERNÁNDEZ

El atunero lanzaroteño Zeruko Erregiña, en el que viajaban ocho españoles, un portugués y tres marroquíes, llegará este miércoles a San Miguel de Azores, tal y como ha informado el Ministerio de Medio Ambiente y Medio Rural y Marino, a través del secretario general de Pesca, Martín Ferreiro, el embajador de España en Portugal, Alberto Navarro, así como el Ministerio de Asuntos Exteriores y la propia delegada del Gobierno en Canarias, Carolina Darias.

Según fuentes consultadas por este medio de la Cofradía de San Ginés, en Arrecife, a la que pertenece la embarcación, en el pesquero están embarcados 12 tripulantes, que serán liberados a última hora de este mismo miércoles o ya durante la mañana de este jueves. 8 de los 12 tripulantes son españoles, de origen lanzaroteño, y viajan junto a un portugués y otros 3 marineros marroquíes. El atunero está dirigido por un patrón portugués y otro español, también lanzaroteño, José Hernández Toledo, conocido como 'Pepito el de La Graciosa'.

Según las mismas fuentes, la invasión de las cien millas del Archipiélago portugués podría deberse a un despiste o error de navegación. De hecho, desde la propia Cofradía de San Ginés, que ha mantenido contactos con la tripulación y el propio armador del pesquero, Manuel de la Cruz, se recuerda incluso que el patrón de navegación portugués que ha faenado junto a los españoles y los marroquíes es nuevo y tiene poca experiencia.

Licencia caducada

El pesquero fue apresado en aguas de Las Azores por autoridades portuguesas por tener caducada su licencia para pescar dentro de las cien millas de ese Archipiélago aún teniendo en vigor los permisos para hacerlo dentro de las aguas de Madeira. El barco, llamado ‘Zeruko Erregiña', tiene 33 metros de eslora y 7,4 de manga.

Según un convenio firmado entre España y Portugal en 2008 que entró en vigor en mayo del presente año, determinados pesqueros portugueses podían pescar en aguas canarias la especie del sable y, a cambio, pescadores canarios podían faenar en aguas de Madeira y Azores, según recordó este martes la delegada del Gobierno en Canarias, Carolina Darias.

No obstante, la delegada del Gobierno aclaró que los pesqueros canarios sólo tenían permiso para pescar en aguas de Azores hasta el 30 de junio, de manera que la embarcación que este martes fue retenida, se encontraba pescando en esta zona cuando había terminado el permiso para poder hacerlo. El buque tenía permiso en vigor para faenar dentro de las cien millas de las aguas de Madeira entre el 1 al 15 del presente mes.

Caja azul y sanción económica

Además, si bien el Gobierno de Canarias informó que el pesquero se encontraba faenando entre las 200 y las 100 millas náuticas, donde está permitido la presencia a toda embarcación con bandera comunitaria, la delegada del Gobierno ha asegurado que en el momento de ser retenido se encontraba dentro de las 100 millas, tal y como ha confirmado el Centro de Información Satelital del que dispone el Gobierno de España gracias a la caja azul de la embarcación, que permite indicar la posición de un barco vía satélite en todo momento.

En este sentido, desde el propio Centro de Control de Buques se ha confirmado también al Ministerio de Medio Ambiente que los aparatos satelitales comprobaron que, efectivamente, el pesquero había invadido las cien millas de Las Azores. El propio Centro de Control de Buques ha explicado que la infracción conllevará, casi con toda seguridad, una pequeña multa que podría rondar los 3.00 euros, tal y como ocurrió con el pesquero canario retenido recientemente en aguas de Marruecos. Al respecto, fuentes del sector en la Isla aseguran que tras esta advertencia de las autoridades portuguesas, que han garantizado que no se violará ningún tipo de derechos de la tripulación, la sanción económica que se impondría si hay una segunda infracción podría rondar ya los 40.000 euros.

Desde la Cofradía de San Ginés se siguen aunando esfuerzos y contactos para terminar con la situación que está viviendo la tripulación. El propio senador de Lanzarote, el socialista Marcos Hernández, ha estado en contacto con el Ministerio de Medio Ambiente interesándose por el estado de los marineros.

Según los miembros de la Cofradía de pescadores arrecifeña, desde el momento en que sea satisfecha la multa, el barco podrá regresar a aguas de Lanzarote.

El pesquero lanzaroteño retenido en Portugal llegará a San Miguel de Azores este...
Comentarios