sábado 29/1/22

“No voy a hacer ninguna actividad en carnaval que incite al contacto entre personas”

“Los mayores calladitos y a la expectativa y con el comportamiento que está teniendo la sociedad, estamos siendo sus carceleros”

“Les preguntamos a los mayores y nos dijeron que lo que les hacía ilusión era un Almanaque y San Bartolomé, por supuesto, les ha hecho un almanaque”

“Los socios de El Porvenir tienen una deuda importante de IBI, ya están siendo embargados y llegará un momento de que corramos el riesgo de que esa sociedad, que significa mucho para la isla de Lanzarote y sobre todo para San Bartolomé, salga a subasta”

El alcalde de San Bartolomé, Alexis Tejera, tiene claro que por mucho que Coalición Canaria (CC) haya criticado que las ayudas a los autónomos no han llegado a todo el mundo, él no iba a repartir 1.000 euros a Mercadona o a Lidl. En el programa “A Buena Hora” de Crónicas Radio – Cadena Cope de este jueves explicó que tenían que aplicar un corte y que no superar los 40.000 euros de beneficio era un buen punto de partida. En cuanto al gasto en almanaques criticado por el Partido Popular (PP), se mostró indignado. Asume la crítica política pero recordó que por culta de la insolidaridad de una parte de la sociedad, muchos mayores llevan encerrados desde que comenzó la pandemia y que si ellos dijeron que les hacía ilusión tener un almanaque, el Ayuntamiento podía asumir perfectamente ese gasto. Dejó clarísimo que eso no ha supuesto ninguna merma en la atención a la emergencia social ya que no ha habido ni un solo vecino necesitado que haya llegado pidiendo alimentos al que no se le haya atendido. Explicó que no le parecía una buena idea llevar a cabo ningún proyecto para el carnaval que implicara contacto social y volvió a tender la mano a los socios de El Porvenir para que un emblema del municipio no tenga que caer en una subasta pública.

- El miércoles hubo pleno en San Bartolomé en el que llevaban entre otros temas, servicio de la limpieza. ¿Qué puede destacar?

- Ratificábamos todos los decretos todos los decretos que hay que llevar al pleno porque es competencia para la aprobación de la mesa de negociación de FCC y CIFU, que vienen a limpiarnos las calles y los camiones de basura y a cuidar los jardines. Quizá del pleno lo más importante fue darle salida al Gimnasio de San Bartolomé. Tenemos un proyecto precioso pero tenía algún problema urbanístico y es que la parcela en la que está ubicado invadía un carril en la norma subsidiaria y hemos utilizado una figura urbanística que hay que llevar a pleno para salvar eso. Una vez que se salve; calculo que dentro de dos meses o dos meses y medio, sacaremos a licitación el proyecto del gimnasio, que es una de las grandes demandas de este municipio.

- ¿Qué más había en la parte dispositiva?

- La verdad es que fue un pleno muy rutinario. Es cada dos meses y llevamos muchas cosas y se ha llevado lo que tocaba.

- El portavoz de Ciudadanos ha destacado que aunque tienen ustedes mayoría absoluta, se suman a aquellas propuestas que les hacen y consideran razonables como por ejemplo el mercado para Playa Honda...

- Yo creo que eso es importante. Decirle que no a la oposición por el simple hecho de ser oposición es mala práctica. Javier llevó una moción en la que proponía un mercado en Playa Honda. Yo le comenté que esto es algo que nosotros llevábamos en el programa electoral y ya llevamos bastantes meses hablando de él pero que hemos tenido que parar por motivos evidentes. Lo tenemos aparcado pero cuando se pueda, se retomará y le invitaré a formar parte de la mesa con los técnicos y políticos para ver qué hacemos. Hay una propuesta más cerrada para la calle Mayor. Le comenté que la dejase más abierta a expensas de lo que dicen los técnicos para ver cuál es la mejor opción. Por supuesto que aprobamos esta moción igual que otra de Lanzarote en Pie – Sí Podemos para crear una Escuela de Familia. Le propusimos elevarlo al ámbito insular. Desde luego que la oposición trae también cosas constructivas y cuando así lo entendemos, hay que aprobarlas. Una mayoría no puede servir para pasar el rodillo de ninguna manera.

- El PP dice que se ha gastado 40.000 euros en almanaques. ¿Qué es esto?

- Se meten con el dinero, que son 37.000 euros. Ellos han pedido un informe de todos los gastos en materia publicitaria y como no podía ser de otra manera, he dado la orden de que se dé toda la información que pidan, siempre que sea pública y no afecte a ningún vecino en concreto. Así ha sido y ellos critican que el tema del calendario viene en un momento en el que más necesidad tienen los vecinos por el tema sanitario y de pobreza. A mí eso me parece un delirio. Nuestros mayores tienen un deterioro asombroso. Hay gente que lleva sin salir de casa desde el inicio de la pandemia. Hay que hacer un poco más de presión en los medios porque son un colectivo que no tiene la fuerza ni del deportivo ni del cultural. Están calladitos y a la expectativa y con el comportamiento que está teniendo la sociedad, estamos siendo sus carceleros. Cuando hemos hablando con ellos, nos han dicho que siempre les ha gustado el tema de un almanaque y San Bartolomé, por supuesto que lo ha hecho. Ha invertido en un almanaque y hemos intentado repartirlo solo a los mayores de 65 años. Cada almanaque ha costado 3,5 euros. Es discutible en política si es populista o yo qué sé; ahora lo que les dije en el pleno es que no les voy a permitir una actitud oportunista e hipócrita que ponga en solfa la suficiencia económica que tiene el Ayuntamiento de San Bartolomé para atender los casos de los más vulnerables. San Bartolomé es un municipio pobre pero muy bien atendido y muy bien organizado y nos podemos permitir este gasto porque no hay ningún vecino de este municipio al que no se le haya dado alimentos o al que no se le haya atendido en temas de ayuda de emergencia social si cumple los requisitos. Ninguno. Por lo tanto, que se critique la medida política me parece fantástico pero que se critique la solvencia económica, nunca.

- CC ha dicho que las ayudas a autónomos ha sido una tomadura de pelo y que solamente un 20% de la gente que podía haber accedido, accedió; es decir que se quedó mucha gente fuera. ¿Qué hay de cierto en esto?

- Que yo no le voy a dar 1.000 euros al Mercadona o al Lidl de ninguna manera y que cuando hemos articulado las ayudas hemos dicho que había un millón de euros, hay que repartirlos y hay que ver cuál es el límite. Cuando a uno le van a dar una beca para su hijo, tendrán que ver si usted es millonario porque si lo es, esas ayudas tendrán que ser para aquellos alumnos que más lo necesiten. Hay que poner un límite y eso lo entiende todo el mundo. Nosotros hemos puesto un límite y creo que bastante bueno y es que esas pequeñas empresas o autónomos que aspiren a la subvención no hayan tenido de beneficios más de 40.000 euros. Ese es el límite que marcamos. A partir de ahí, de todos lo que se presentaron, pudimos dársela al 94%. Yo creo que es un buen dato. Por mucho que diga CC, al Mercadona y al Lidl no les voy a dar los 1.000 de ayudas. Por otro lado, hay un dinero ahí y vamos a ver cómo lo seguimos utilizando. Fue una medida fantástica y que llevó un trabajo tremendo. Los ayuntamientos no tenemos competencia en materia de comercio. Hemos tenido que pedir la compatibilidad a la Comunidad Autónoma y al Estado y la no duplicidad. Esto quiere decir que si ya hay una subvención que ya da con el mismo concepto aquel organismo que sí es competente en la materia, como municipio no se puede dar. Como no ha estaba dando, nos pudimos acoger. Esto fue un servicio importante de nuestro servicio jurídico que hay que poner en valor. También ha sido un trabajo tremendo de los técnicos del Ayuntamiento, que muchos sin tener experiencia en este tema, pudieron hacer los trámites para pagar antes de Navidad, algo que yo no podía ni imaginar, que íbamos a poder hacerlo tan pronto. Ahora he escuchando que la Comunidad Autónoma ha creado un paquete de 400 millones y hay que tener cuidado porque si dentro de esas ayudas están las ayudas a autónomos, va a ser muy difícil que a cualquier ayuntamiento le den la compatibilidad si lo quisiese hacer mañana.

- El Cabildo también ha empezado a hablar de ayudas hace poco pero parece que para cuando pueda tramitarse, no va a llegar antes de mayo o junio. La cuestión es que si San Bartolomé lo hizo, el resto también habría podido...

- Lo que pasa es que requiere mucho trabajo, una administración organizada o un concejal como Tono que ha estado ahí. Es lo que tiene la administración, que para que funcione hay que echarle horas. Lo que dijo CC de que era una tomadura de pelo es una tomadura de pelo para los vecinos.

- Se ha liado buena con la propuesta del Carnaval en Teguise. ¿Ustedes tienen previsto hacer algo?

- Pongo otro ejemplo. Cuando llegaron las cabalgatas de Reyes, el concejal de Cultura, Isidro Pérez, me dijo que no podíamos incitar a la gente lo más mínimo ni para que saliera a la acera y le respondí que estaba de acuerdo. Lo que planteamos fue una cabalgata online y se hizo como una película con los Reyes Magos. Se le dio una clave a cada niño para que pudiera acceder un día a esa recepción de los Reyes pero cada uno desde su casita. Se conectaron, hablaron con los reyes y ya está. Con los carnavales pienso lo mismo. Yo no voy a hacer ninguna actividad en carnaval que incite al contacto entre personas. No sé qué ha planteado Teguise porque he escuchado algo por encima pero insisto en que yo no voy a hacer nada que plantee contacto social, en primer lugar, porque estamos en una situación dramática y segundo porque si cierran los comercios como parece que van a cerrar, las tasas de paro van a ser inasumibles y en tercer lugar, nuestros mayores, de los que nadie habla, están en sus casas encerrados esperando a que tengamos un poco de fundamento, a que nos comportemos y hagamos caso.

- ¿Qué pasó finalmente con el conflicto con la Sociedad El Porvenir?

- Sigue todo enrocado y en una pena porque es una sociedad bastante grande. Como estamos en pandemia, está todo cerrado y no se nota pero los mayores que estaban yendo allí porque estábamos construyendo el centro de la tercera edad que ya está acabado, volverán a su centro y allí ya no habrá nadie. Ellos tienen una deuda importante de IBI, ya están siendo embargados y llegará un momento de que corramos el riesgo de que esa sociedad, que significa mucho para la isla de Lanzarote y sobre todo para San Bartolomé, salga a subasta. Yo les he planteado que me parece el sitio ideal para sentarnos, acordar un espacio para los socios y otro gran espacio para una residencia de mayores en San Bartolomé. Vamos a esperar a que todo se reactive para no tener que pensar solo en la pandemia. Tendremos que hablar y yo sigo ofreciéndoles la mano del Ayuntamiento para hacernos cargo de esa deuda y negociar la salida que mejor le satisfaga a este espacio de San Bartolomé.

“Por mucho que diga CC, al Mercadona y al Lidl no les voy a dar los 1.000 euros de ayuda”
Comentarios