jueves 9/12/21

La consejería de Derechos Sociales del Gobierno de Canarias resolvió 5.446 expedientes de Prestación Canaria de Inserción (PCI) en 2020, lo que representa un 27% más de solicitudes resueltas que el año anterior. El año 2020 se cerró con 7.396 familias recibiendo esta prestación, lo que supone un incremento del 30% con respecto al año 2019 cuando se cerró el año con 5.710 familias en nómina.

En total, durante todo el año, se gestionaron 84.527 nóminas de esta ayuda social, con una inversión global que ascendió a 42.846.590,54 euros, con una media por prestación de 506,90 euros.

Del global de los expedientes que fueron remitidos desde los Ayuntamientos canarios, el 77,69%, un total 4.231, fueron resueltos de forma favorable mientras que el 22,31%, 1.215 expedientes, fueron desestimados.

Por islas: 84.527, el 47,57% correspondieron a personas que residen en la isla de Tenerife y el 40,94% en la de Gran Canaria;  el 6,05% en la isla de La Palma; el 3,20% en Lanzarote, el 1,55% en Fuerteventura, el 0,42 % en El Hierro y el 0,26% en La Gomera.

Perfil de los solicitantes de PCI

El perfil de la persona solicitante de la Prestación Canaria de Inserción (PCI) en Canarias en 2020 fue el de una mujer, de nacionalidad española, con estudios primarios y cabeza de familia, según los datos extraídos de la memoria anual sobre esta ayuda social realizada por la Dirección general de Derechos Sociales e Inmigración del Gobierno de Canarias.

Según estos datos, el 87,71 % de las personas solicitantes de esta ayuda social eran de nacionalidad española frente al 12,29% de personas extranjeras. En cuanto al tipo de hogar, el 45,89% correspondió a un hogar unipersonal mientras que el 31,18% correspondió a un hogar cuya cabeza de familia era una mujer y el 2,11% a un hogar con cabeza de familia un hombre. El 10,55% de los hogares correspondieron a un hogar biparental con hijos.

Por franjas de edad, el perfil más numeroso de personas solicitantes de la PCI tenían entre 50 y 60 años, un 30,16%, seguido de la franja de entre 40 y 50 años, con un 22,55% de los solicitantes. El 19,54 por ciento contaban con entre 30 y 40 años y el 17,18% con más de 60 años. Los solicitantes menores de 30 años fueron un 10,58% del total.

En cuanto al nivel de estudios, el 40,81% contaban con estudios primarios mientras que el 10,40% no tienen estudios. Por su parte, el 25,70 por ciento cuentan con Graduado Escolar y el 17,14%  con Bachiller o Formación profesional en su nivel de formación académica.

Renovaciones de la ayuda

En relación a las renovaciones de las ayudas, según la memoria de gestión relativa al año 2020, un total de 634 personas que ya habían recibido esta ayuda social volvieron a recibirla en 2020, un 14,34% del total de las ayudas concedidas (5.446).

Igualmente, se indica que el 19% de los solicitantes de las ayudas en 2020, correspondieron a perceptores que ya habían percibido esta ayuda económica social, un total de 1.018 personas.

El número de familias que recibió la PCI creció el 3,20% en Lanzarote en 2020
Comentarios