viernes 24/9/21

“En el nido de víboras de la política, Sosa tiene el mismo veneno que el resto, pero sabe utilizarlo”

“Que Astrid Pérez tenga cuidado porque Juan Monzón va a querer quitarla de ahí”

“Yo no soy un lacayo de nadie y no sirvo para estar detrás del culo de nadie”

“Me reuní con Migdalia Machín para recordarle que el acuerdo era poner a alguien de SB como personal de confianza en las instituciones y me dijo que ella no controlaba Teguise”

“Yo no negocié con Oswaldo Betancort la incorporación de personal de confianza; yo negocié con Migdalia Machín y David de la Hoz”

“Sosa no respetó la decisión de irse del Cabildo; normal porque nadie respeta nada”

“Juan Monzón me dijo durante un año que no había cobrado nada del Ayuntamiento de Yaiza cuando sí estuvo cobrando”

“Si no existieran los partidos pequeños y sólo se pudiera votal al PSOE, al PP o a Coalición Canaria, yo votaría a Coalición”

“Yo comparo lo que pasó con San Borondón con el Covid19, que se te mete en los pulmones y no lo notas hasta que ya es crónico. Hubo personas que vinieron a la política a otra cosa y mancharon su nombre”

“Siempre ponen a Pedro San Ginés como el malo de la película pero fue el único que cumplió con lo que dijo”

“Carlos Alférez tenía que haber estado incorporado desde el 8 de enero en Arrecife y no lo hicieron. Lo han hecho en junio porque quien lo incorpora no es el PSOE, es Ástrid Pérez”

“No soy adivino pero bajo mi humilde opinión, y ya digo que me equivoco once veces de diez, el pacto PP- PSOE no puede aguantar”

Es imposible en el ámbito de la política local lograr en estos momentos una entrevista tan deseada como la que se ha producido este martes en el estudio de Arrecife de Crónicas Radio-COPE Lanzarote. Después de meses de silencio, después de haber estado aguantando todo tipo de descalificaciones de los unos y los otros, el presidente del desaparecido San Borondón, Jerónimo Robayna, se asomó en directo al programa "A buena hora" para contetar a todas y cada una de las dudas que han surgido por su actuación y la de los suyos. Tenía mucho que contar; lo primero, por qué pasaron de venir a cambiar los modos y maneras de la vida pública a convertirse en una formación que mercadeó con el voto nada menos que de un consejero del Cabildo y de un concejal de Arrecife que fueron en la lista de Coalición Canaria (CC). Su versión, desde luego, no se parece nada a la que han dado los nacionalistas. El otro asunto importante era averiguar qué pasó con el Partido Socialista (PSOE) para que en un momento determinado Robayna le diera la orden al polémico Juan Manuel Sosa de que rompiera el acuerdo que servía para blindar a María Dolores Corujo en la presidencia de la Primera Corporación insular. Sosa no hizo caso y Robayna lo entiende, porque cree que el ahora consejero de Sanidad ha aprendido a actuar como una "víbora" a sabiendas de que está dentro de un "nido de víboras". Habla con claridad meridiana de estos asuntos, desvela qué le prometió el PSOE en la famosa reunión de Costa Teguise y sorprende a muchos afirmando que el pacto que mantiene con el Partido Popular (PP) no va a durar mucho tiempo. Pasen y lean. 

jemi

- Bienvenido a la que ha sido su casa durante mucho tiempo…

- Gracias y me considero en casa. Por eso, es el único medio en el que estoy haciendo estas declaraciones.

- ¿Ha desaparecido formalmente ya San Borondón?

- Ha desaparecido pero tiene un mes para alegaciones. Hay gente del partido de Puerto del Carmen que no quiere darle de baja sino impulsarlo de nuevo. Yo no. No quiero saber nada de este tema.

- ¿No cree que esa gente lo tendría complicado para levantar San Borondón otra vez?

- No. Va a ser muy fácil.

- Ustedes vinieron a la vida pública para hacer un nuevo tipo de política hasta el punto de que en un momento no querían ni cobrar las asistencias a los plenos. ¿No piensa que al final se convirtieron en más de lo mismo?

- La gente puede pensar que es más de lo mismo. Este partido se creó municipalmente solo para Tías, un coto cerrado pequeñito donde nos conocíamos todos, podíamos trabajar y la gente venía sin buscar nada. El problema de San Borondón ha sido su crecimiento. Pasamos a otros municipios y el Cabildo y a lo mejor se incorporaron personas que no iban con la idea con la que empezamos nosotros. Yo lo comparo con el Covid19, que se te mete en los pulmones y no lo notas hasta que ya es crónico. Hubo personas que vinieron a la política a otra cosa y mancharon el nombre de San Borondón. Nos equivocamos en muchas cosas pero también nos llevamos cosas buenas.

- Vamos a hacer un poco de historia. En un momento determinado ustedes hacen una coalición con CC,  van a las elecciones y de repente anuncian la ruptura de ese acuerdo. Ellos dicen que ustedes han mentido públicamente y aseguran que en ningún momento hubo ninguna alianza como tal y de hecho, ni siquiera aparece reflejado el nombre de San Borondón en las papeletas electorales. ¿Cuál es su versión y por qué deciden romper el acuerdo con CC?

Hubo un acuerdo que se firmó públicamente y los medios de comunicación dieron constancia de que SB iba con CC. El acuerdo electoral dice que vamos en coalición con ellos. Tenía que ir CC-PNC-SB. Pero no incumplieron solo con eso. Uno de los puntos era que nosotros poníamos en Tías el segundo, el cuarto, el sexto, el octavo en la lista. El segundo era yo y ya tuvimos los primeros problemas con Amado Vizcaíno y el comité de Tías. Estuvimos negociando hasta el último momento y al final, tuvimos que ceder nosotros porque teníamos esperanzas de que iba a ser un pacto duradero en el tiempo. Nosotros no nos quejamos de los resultados; ellos sí. En Tías no funcionó porque no dejaron que apareciera el cabeza de lista de SB y te apoye, encima de que iba segundo, teniendo más votos que ellos. En Yaiza tenemos el número 5. Con los problemas que tuvimos con Juan Monzón no teníamos la fuerza para negociar porque habíamos perdido gente y CC tampoco quiere que el 5º sea San Borondón. Nosotros ya no teníamos tiempo de regenerar el partido y presentarnos en solitario. Después, cuando vienen las papeletas, nos damos cuenta de que no vienen nuestras iniciales. En ese momento me puse en contacto con Migdalia Machín para decirle que a pesar de todo lo que habíamos cedido, ellos nos estaban fallando en todo. Me he dado cuenta de que a lo mejor la finalidad era esta, poder decir después que éramos tránsfugas si llegaba algún problema para tenernos atados.

- ¿Por qué no dijeron esto antes de las elecciones o inmediatamente después? Mucha gente pensará que si CC llega a estar en el poder, ustedes no habrían hecho esto…

- Claro que no. Normal. Podíamos haber tenido 9 cargos públicos con el pacto con CC. Nosotros negociamos una cosa y ellos no lo cumplieron. Yo no dije nada antes de las elecciones porque no queríamos que pudiera quitar votos y fuimos muy solidarios con ese tema. No podíamos salir en plenas elecciones diciendo que SB estaba a disgusto con CC. ¿Cómo le voy a decir a la sociedad lo que estaba pasando cuando vimos que no salían nuestras iniciales en las papeletas? Nosotros ya no podíamos presentarnos en solitario porque no teníamos tiempo.

- En las notas de prensa sí aparecía la sigla de San Borondón…

- Y en los ayuntamientos.

- ¿Cree que CC lo hizo a conciencia o fue un fallo?

- Mi subconsciente dice que lo pudieron hacer adrede pero puede ser un error. No les voy a meter en este fregado porque pudo ser un error pero lo aprovecharon rápidamente. Ellos incumplieron después de las elecciones…

- ¿En qué?

- Después de lo que pasó en Yaiza, llegué a un acuerdo con Migdalia Machín para que en cualquier institución en la que se presentaran, alguien de SB tenía que entrar como personal de confianza.

- ¿Eso fue de palabra o se firmó en algún documento?

- Tengo todos los burofax y mensajes. Dice “San Borondón contará con un asesor extra en alguna de las instituciones de la Isla donde gobierne CC”. Después de las elecciones, en junio, ellos no pudieron pactar con nadie y yo me reuní con Migdalia Machín para decirle que entendía que en ese momento, no se podía tocar ese punto. En agosto me volví a sentar con ellos otra vez para ver cómo iba todo. Me dijeron que no podían hacer nada. En octubre nombraron a 6 asesores en Teguise. Nosotros pusimos en el acuerdo que queríamos a alguien de confianza en cualquier institución en la que gobernara CC. En otras instituciones no pedimos nada porque entendíamos que eran pocas personas y no se podía hacer. Sin embargo, cuando pasó esto el 6 de octubre en Teguise, volví a llamarles para recordarles el pacto. Llamé directamente a Migdalia Machín y me reuní con ella y me dijo que ella no controlaba Teguise.

- ¿Migdalia Machín pidió a Oswaldo Betancort que metiera a alguien de San Borondón y el alcalde se negó?

- No lo sé. Que lo tenía que hacer estaba claro porque era el acuerdo. No sé si se lo dijeron a Oswaldo o no pero él dijo que no era moneda de cambio de nada y era lógico. Ahí no entro. Yo no negocié con Oswaldo Betancort; negocié con Migdalia Machín y David de la Hoz.

- ¿Por qué estaba David de la Hoz en la negociación, qué cargo orgánico tiene?

- Desde el principio, David de la Hoz estuvo en la negociación y siempre he tenido una buena relación con él. Se negoció muy bien con él. Yo en ese momento, el 15 de octubre, estaba en Bilbao y le llamo para decirle que necesitaba que arreglara ese problema en un mes. Le dije que cumplieran con una persona, que era Francis, para que fuera fogueándose como personal de confianza. Me dijo que me llamaba pero todavía estoy esperando. Me llamaron cuando dijimos que nos marchábamos el 9 de diciembre.

- Hubo una reunión en Costa Teguise en la que usted y Juan Manuel Sosa se entrevistaron con Loli Corujo y Carlos Espino…

- No, Carlos Espino no; fue Andrés Stinga. Yo solo me he reunido una vez con Carlos Espino y no fue en esa ocasión. Es curioso que la gente dijera que estuvo en esa reunión pero también he escuchado a alguien decir que me habían visto paseando con Ángel Víctor Torres y yo no le he visto en mi vida.

- Bueno, la gente que les vio debió confundir a Andrés Stinga con Carlos Espino, cosa que no entiendo, desde luego, porque se parecen como un huevo a una castaña. ¿Quién llama a quién para convocar esa reunión?

- A mí me llamó Sosa, que ya me había informado de los problemas que había tenido con CC y Pedro San Ginés desde el principio.

- ¿Qué problemas?

- Discusiones, que no había comunicación, que no le mandaba nada, que le llamaba para reunirse y no se reunía. También diré que yo de Pedro San Ginés no puedo decir nada malo. Pedro fue el primero que me escribió después de la ruptura y que con buena educación y buenas formas me preguntó por la decisión que habíamos tomado. Siempre ponen a Pedro San Ginés como el malo de la película pero fue el único que cumplió con lo que dijo. A mí me demostró que era un hombre de palabra.

- Sosa le dice que hay que reunirse con la gente del PSOE. ¿Cuál era la intención?

- El 15 de noviembre tomamos la decisión de romper pero no lo anunciamos hasta el 9 de diciembre porque seguíamos en contacto y queríamos solucionar el problema.

- ¿Qué le ofrece el PSOE para que dieran el paso? Estaba claro que Juan Manuel Sosa iba a quedar como un tránsfuga…

- Para mí en ese momento, Sosa no era un tránsfuga porque yo pedí la documentación para saber si SB constaba en la coalición electoral y no constaba.

- ¿Qué pasó en la reunión?

- Hablamos de que Juan Manuel Sosa se incorporara al Cabildo y en otras instituciones también. Estaba claro que Loli Corujo quería blindarse ante una posible moción de censura. Nosotros teníamos legitimidad para hablar con cualquiera. Si CC hubiera cumplido con lo único que pedimos, a lo mejor no hubiera pasado nada y si Sosa me hubiera dicho que estaba descontento, le habría respondido que tenía que aguantar porque ellos habían cumplido.

- ¿Cree que no le puso a Sosa en bandeja hacer lo que él quería, que era transfugarse?

- Cuando yo fiché a Sosa, tonto no era. A lo mejor lo parezco, pero no lo soy. En un nido de víboras, ¿por qué Sosa es el malo? Quizá es el que se ha sabido adaptar porque he visto que en política, nadie cumple lo que dice.

- ¿Cree que Sosa es la víbora que menos veneno tiene?
- No, tiene igual que los demás pero sabe utilizarlo. Utiliza sus armas en cada momento, lo mismo que el resto. Yo no considero que él sea malo ni Migdalia ni nadie.

- ¿No cree que esto es mercadear con el voto de la gente?

- No. Yo no estoy mercadear. Si yo hubiera tenido 12 concejales, yo no mercadeaba, gobernaba. Parece que el malo es el que mercadea pero la sociedad también lo hace porque vota. La sociedad no premió el buen trabajo que hicimos.

- Volvemos a la reunión de Costa Teguise…

- Yo pido que entre Sosa y un personal de confianza en el Cabildo; que Carlos Alférez se incorporara al Gobierno de Arrecife, cobrando o no y un personal del confianza en Tías. El día 2 de enero Sosa y el personal de confianza  tenían que estar ya en el Cabildo; en febrero tenía que estar Carlos y en marzo Tías.

- ¿El personal de confianza del Cabildo iba a ser usted?

- Sí. Iba a ser personal de confianza de Sosa.

- ¿Había hueco para ello?

- En ese momento no. Cuando negociamos me dijeron que sí pero luego no hubo hueco. Lo voy a dejar claro. Si yo llego a esperar dos semanas más, seguramente estaría en el Cabildo. Lo que pasa es que yo quería que San Borondón creciera en cargos públicos para que se fogearan. Yo no vine a buscar un puesto. Yo me fui de Tías 8 meses antes cobrando 2.400 euros.

- El PSOE incumple…

- Sí. Ni enero ni marzo y después llegó el covid y ya se olvidaron hasta junio que fue cuando les llamé yo. Lo que pasa es que si yo le digo algo a alguien, lo cumplo. Yo estoy ahora con tranquilidad, haciendo otras cosas.

- Entonces usted le dice a Sosa que abandone el Gobierno del Cabildo. ¿Qué pasa?

- Sosa me dice que no nos habíamos reunido con él. Yo sí me había reunido y había hablado. Me dice que no se quiere ir porque está haciendo un buen trabajo y yo lo entiendo. Por eso no hice ninguna declaración. Él se portó bien con SB desde el primer momento. Esta decisión no la respetó y es normal porque nadie respeta nada.

- Lo que no tiene sentido es que Sosa diga que se va de Coalición porque es una instrucción de San Borondón pero que luego no acate las órdenes del partido…

- Eso lo tiene que responder Sosa. Lo que pasa es que viendo lo que he visto en política, ya todo me parece normal.

- ¿Cree que el PSOE le ofreció algo más a Sosa para que no se fuera?

- No lo sé. Él fue muy claro conmigo cuando me dijo que no se iba a ir. Yo no le voy a decir que es un tránsfuga o que no hace caso cuando nadie hace caso ni cumple.

- Lo que a veces se olvida es que lo de Sosa se hizo sin necesidad porque el pacto PSOE-PP ya suma…

- Porque no se sabía que podía pasar.

- ¿A usted la gente del PSOE le dijo en aquella reunión de Costa Teguise que había miedo a una posible ruptura del pacto con el PP?

- No. En aquella reunión solo se habló de lo que he dicho. Yo puse mi propuesta encima de la mesa y ellos me dijeron que sí. Me dieron las fechas y nada más.

- ¿Qué le ha parecido la incorporación de Carlos Alférez al Gobierno?

- Carlos Alférez es una persona muy seria. Él tenía que haber estado incorporado desde el 8 de enero en Arrecife y no lo hicieron. Lo han hecho en junio porque quien lo incorpora no es el PSOE, es Astrid Pérez.

- ¿Por qué Astrid Pérez incorpora a Carlos Alférez? y ¿no cree que es normal que este hombre esté cobrando de alguna parte?

- Pues no está cobrando y ha dicho que no va cobrar y me ha demostrado que es una persona muy seria. Yo no soy un lacayo de nadie y estar detrás del culo de nadie. No vengo buscando un puesto porque si me pego un mes más, lo habría tenido.

- El PSOE ha hecho todo esto para blindar a la presidenta del Cabildo. ¿Cree que esto está totalmente garantizado?

- No soy adivino pero bajo mi humilde opinión, y ya digo que me equivoco once veces de diez, el pacto PP- PSOE no puede aguantar. Es antinatura. Si no existieran los partidos pequeños y sólo se pudiera votar al PSOE, al PP o a Coalición Canaria, yo votaría a Coalición. A mí me ha dolido especialmente que CC no haya cumplido pero supongo que tendrían sus motivos.

- Está usted muy dolido con Juan Monzón. Juan dijo que la mayor dictadura que se ha encontrado en su vida fue dentro de la asamblea de San Borondón. ¿Qué tiene que decir sobre esto?

- Lo curioso es que se dio cuenta en 2019 cuando se presentó con nosotros en 2011 en Tías. Tardó mucho en darse cuenta después de una decisión que yo tomé. Cuando se presentó en 2011 no decía nada. Cuando la asamblea de Yaiza le votó para que fuera candidato, entonces sí era democrático. Yo tomé una decisión con motivos fundados pero entonces ya no era democrático. San Borondón le abrió las puertas para que entrara en política, que no le conocían nadie en Lanzarote y los chicos del partido están muy dolidos.

- ¿Cuál fue el motivo para deshacerse de Juan Monzón?

- En enero de 2017 se toma una decisión en la asamblea. Nosotros no cobrábamos retribuciones ni asistencia. Después nos dimos cuenta del error. Después decidimos cobrar pero que todo fuera para el partido y que el concejal no cobrara nada. El 23 de enero lo sacamos a los medios de comunicación. El 18 de enero nos percatamos de un ingreso, y tengo toda la documentación, que nos hace el Ayuntamiento de Yaiza como asignación a partidos políticos. Lo que no veo son retribuciones porque eso va a la cuenta del concejal no a la del partido. Yo le pregunté a Juan si le habían ingresado algo y él me dijo que no le habían ingresado nada. Así durante un año. Pregunté a un concejal de la oposición de Yaiza y me dijo que sí habían cobrado. Pregunté al alcalde y me lo dice. Yo le preguntaba y me decía que no. Eso lo tenía yo guardado en la recámara. La gente de Tías lo sabía. Cuando le pedimos ese dinero, no lo ingresó. Posteriormente, el 31 de agosto hicimos una reunión para hablar del pacto con CC y él es el que dice que no y decidimos que no. Yo dimití el 2 de octubre porque no le veía futuro al partido si no vamos en alianza y dije que ya estaba cansando de estar buscando siempre la financiación para el partido para que otros se presentaran y el malo fuera yo. Resulta que después de dimitir, me dicen que Juan Monzón se había reunido con Pedro San Ginés para el pacto con CC. En ese momento, los chicos me dijeron que no dejara el partido en esas manos y yo vuelvo y le abro el expediente. Todo lo hizo porque quería ser el primero de la lista y ese fue uno de los grandes problemas.

- (En este momento de la entrevista se une Mateo Ramón). ¿Es verdad lo que está diciendo Jerónimo Robayna?

- En aquel momento sí hubo negociaciones con Juan y alguien del partido pero no se llegó a ningún acuerdo.

- (Volviendo a Jerónimo), ¿cree que Juan va a dar también problemas en el PP?

- Que Astrid Pérez tenga cuidado porque Juan Monzón va a querer quitarla de ahí. No hay que ser un traidor en la vida y a la gente se la va conociendo poco a poco. Yo no miento. Diré que a mí me gusta la política y aunque ahora esté retirado, me he llevado muchas cosas buenas. Hasta me disculpé con Pancho Hernández y con Nicolás Saavedra, que es muy buena persona. Soy una persona de reacciones rápidas. No guardo rencor.

- ¿Se ha desahogado?

- Creo que los votantes de San Borondón se merecían esta explicación. Desaparece porque no veíamos futuro a un partido tan pequeño y las elecciones han quedado prácticamente en su sitio y se ve qué ha pasado con los partidos pequeños en las instituciones.

Escuche la entrevista completa en https://soundcloud.com/cronicas-radio-cope-lanza/a-buena-hora-prog-2639-martes-21-de-julio-de-2020

“En el nido de víboras de la política, Sosa tiene el mismo veneno que el resto, pero...
Comentarios