sábado 5/12/20

Crónicas de Lanzarote

La UD Lanzarote inicia una nueva semana de una pretemporada inadecuada

La pretemporada sirve para adquirir el ritmo de competición, para obtener el fondo físico necesario para afrontar una competición de tantos meses y para poner en práctica los conceptos técnicos y tácticos que intenta transmitir el cuerpo técnico. Unas metas que a buen seguro no podrán ser alcanzadas por la plantilla de la UD Lanzarote por la atípica pretemporada que está teniendo y no obteniendo respuestas por parte de las instituciones que gestionan las instalaciones en las que entrena el equipo rojillo.

Los entrenamientos de pretemporada comenzaron en el campo de golf de Costa Teguise, empresa que durante cuatro jornadas cedió amablemente sus instalaciones al encontrarse cerrados los campos de fútbol. Un problema que se solventaba poco después al permitir el Cabildo de Lanzarote la utilización de la Ciudad Deportiva Lanzarote, aunque con una serie de restricciones que no ayudan al desarrollo normal de las sesiones de entrenamientos.

Los grupos de entrenamientos son de un máximo de 25 personas, incluyendo a los componentes del cuerpo técnico, por lo que cada día es necesario ir rotando a los jugadores que acuden a las sesiones de trabajo. Durante la pretemporada es habitual que el cuerpo técnico quiera ver de primera mano la evolución de los jugadores que se encuentran a prueba y que estos se puedan ganar la posibilidad de quedarse en el primer equipo. Una tarea que se hace casi inviable por la limitación en cuanto al número de personas por grupo.

Otro de los problemas añadidos a la atípica pretemporada que está teniendo la UD Lanzarote es la imposibilidad de disputar encuentros de preparación. Mientras en el resto de islas los equipos de Tercera División ya han disputado varios partidos amistosos, muchos de ellos incluso con público en las gradas, en Lanzarote no se autoriza la celebración de este tipo de encuentros y lo que perjudica seriamente la preparación del conjunto rojillo.

A menos de dos semanas para el comienzo de la competición en el grupo canario de la Tercera División, esta es la situación en la que se encuentra la UD Lanzarote y que imposibilitará que el equipo dirigido por Josu Uribe pueda competir en igualdad de condiciones al resto de equipos que conforman la categoría. Desde las instituciones públicas no se buscan soluciones y no se aceptan las propuestas que se han presentado hasta la fecha.

La plantilla de la UD Lanzarote comienza en la tarde de este lunes una nueva semana de entrenamientos, la penúltima de la pretemporada, y con el objetivo de seguir creciendo como equipo de cara a una nueva temporada en la Tercera División. El conjunto rojillo sigue entrenando en grupos y sin la posibilidad de disputar encuentros de preparación.

La UD Lanzarote inicia una nueva semana de una pretemporada inadecuada
Comentarios